El CP Ángel Sanz Briz, primer centro acreditado como coordinador de consorcios Erasmus+

En el ámbito educativo, la provincia de Teruel presenta unas potencialidades que la hacen absolutamente única: arraigo al territorio, centros de dimensiones manejables y, por encima de todo, una comunidad educativa rica en lo profesional y en lo humano. Sin embargo, algunas de las características del ecosistema educativo turolense pueden suponer también una merma en cuanto a oportunidades formativas se refiere. 

En este sentido, para el profesorado de un centro de la capital es razonable plantear movilidades a otros países de Europa, ya sea como estancia formativa o como movilidad combinada para alumnado. Al disponer de más recursos humanos, centralizados en una sola sede, es más sencillo para estos centros educativos acceder al programa Erasmus+. Por contra, en el ámbito de la escuela rural, la dispersión geográfica de las unidades en los CRA (Centros Rurales Agrupados), la itinerancia de muchos de sus docentes o el pequeño número de integrantes del claustro, dificultan las posibilidades a la hora de presentar un proyecto europeo. No hay que olvidar que las becas que ofrece la UE implican unos trámites administrativos exigentes y que suponen una carga laboral extra para quienes impulsan el proyecto. 

Por ello, desde la UE se ha creado la acreditación como centro Erasmus+, una herramienta que permite a los centros educativos disponer de financiación continuada para sus movilidades hasta el año 2027. Dentro del programa de acreditación, los centros de profesorado pueden optar a ella como coordinadores de consorcio (grupo de organizaciones de un mismo país, en este caso de la provincia de Teruel, que realizan actividades de movilidad en el marco de un Plan Erasmus conjunto).En el Centro de Profesorado sentíamos que era el momento de subirse a este tren. Las fechas, como siempre ocurre, no eran las mejores: el arranque del curso consume mucho tiempo del día a día y el plazo de entrega vencía (demasiado) cerca. Aun así, las ganas y el buen ánimo del equipo de asesorías generaron la energía necesaria para embarcarnos en esta empresa. Se encontró el tiempo (a horas y en lugares poco ortodoxos) para realizar reuniones de trabajo que fructificaron en un Plan Erasmus+ a 5 años en el que nos sentíamos representados como institución. Hicimos un gran esfuerzo tanto de comprensión de la realidad de los centros de nuestro ámbito como de coordinación con aquellos que formarán el consorcio en la primera etapa del plan. Un camino plagado de incertidumbres, dudas, pero que transitamos con eficacia y con una sonrisa puesta. Suena a tópico decir que el mero hecho de entregar en tiempo y forma este proyecto ya lo consideramos un éxito, pero debemos decir que así fue. Y como tantas veces, una vez que la propuesta de acreditación se presentó, la realidad nos devolvió a nuestras tareas habituales, quedando durante unos meses en la lista de cosas ya hechas.

Meses después, leímos el nombre del centro en el listado de admisión provisional. Alegría y confusión a partes iguales, admisión y provisional. Tocaba esperar y confiar. Y, tal y como anunciaba el SEPIE (Servicio Español para la Internacionalización de la Educación) en su resolución de proyectos seleccionados (el 1 de febrero de 2022), el Centro de Profesorado Ángel Sanz Briz de Teruel se había convertido en el primer centro de profesorado de Aragón con una acreditación como coordinador de consorcios de movilidad.

Ahora toca concretar esas movilidades, que podrán ser tanto cursos en países de la UE como visitas a centros europeos (lo que en la jerga se denomina job-shadowing). Los centros educativos que conforman el consorcio variarán a lo largo de la vida del plan (hasta 2027) para facilitar al mayor número posible el acceso a estas oportunidades. 

Los centros seleccionados para esta primera formación del consorcio reúnen tres condiciones: se ubican en zonas rurales, muestran un marcado carácter innovador y tienen una fuerte voluntad de incorporar la dimensión europea a su labor educativa. El Centro de Profesorado se ha encargado de conseguir la financiación gracias a este plan Erasmus+ y deberá velar por el cumplimiento de los objetivos del mismo. Por su parte, los centros participantes en el consorcio se comprometen a implementar lo aprendido en las movilidades y dar sostenibilidad al proyecto.

Según los objetivos de nuestro plan, se pondrá el foco en tres aspectos: la mejora de las competencias lingüísticas en inglés del profesorado y del alumnado, el contacto con otros centros de similares características (enorme riqueza natural del entorno, baja densidad de población) y el aprovechamiento de los recursos del territorio para diseñar una auténtica educación en contacto con la naturaleza, gracias al intercambio de experiencias con centros pioneros en este ámbito.

En su momento, nos subimos al tren y ahora el viaje hacia una mayor internacionalización de la educación turolense no ha hecho más que empezar. ¡Que tengamos un buen viaje!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar
A %d blogueros les gusta esto: